Globos.es - Vuelos en Huesca
974 300 300 - 674 300 300
info@globos.es
Abrir menu

El pasado domingo 10 de octubre se celebró en el territorio aragonés de Zaragoza (y en todo el mundo) el Día de la Salud Mental, una iniciativa impulsada por la Asociación Aragonesa Pro Salud Mental (ASAPME) a la que luego se fueron uniendo diversas empresas de forma desinteresada.

Así, el Ayuntamiento Zaragoza coloreó su fachada con luces naranjas (el tono que se concreta para referenciar la salud mental), afín a lo que hizo en la sede central de Caraja Rural de Aragón, el turístico palacio de la Aljafería y varios edificios relevantes de la capital. Este gesto se propagó en otras muchas localidades, como en Jaca (municipio de Huesca), cuyo consistorio también se tornó anaranjado con varias letras resaltando el tributo a la salud mental.

Empresas privadas que se han sumado a esta celebración

Telepizza, la famosa franquicia de comida rápida, se personó en las instalaciones de ASAPME para repartir pizzas gratuitamente a todo aquel que se acercara a la zona. Tanto niños como adultos pudieron disfrutar de pizza caliente mientras participaban en el resto del programa que se tenía preparado.

Más tarde, llegó el plato fuerte cuando globos.es fletó uno de sus globos aerostáticos en la propia sede central, ubicada en el Parque de las Delicias de Zaragoza. Nuestro equipo fue contratado por los organismos que rigieron la celebración para que todos pudieran disfrutar de esta experiencia.

Si bien todos tienen la imagen de lo que es un globo, la impresión de verlo de cerca y poder montarse en él, dejó anonadado al público.

Una experiencia única: el globo cautivo

Hasta un centenar de personas pudo elevarse en el globo cautivo, un término que especifica que el globo aerostático permanece atado por fuertes sujeciones al suelo, permitiéndole ascender y descender pero sin dejarlo a merced del viento.

Las palabras que más se oían luego de montarse en el globo y ascender eran “una sensación única”, “es irrepetible” y “es una experiencia preciosa”. Y es que, el poder contemplar el cielo zaragozano desde las alturas, brindó a sus ciudadanos de un nuevo y espectacular punto de vista de su ciudad. Estamos habituados a sentirlo todo desde la línea de tierra, y tras ascender a los cielos, la realidad se nos trunca (para bien) hasta el punto que nunca imaginaríamos que nuestras calles y edificios fueran así.

La analogía que este hecho trata de forma inherente es la misma que se aplica a la salud mental, pues si bien estamos habituados a un ritmo de vida y a tratar a la gente según como vemos que son, ya sea equilibrados mentalmente o no, a veces se hace necesario “ascender” para ver otros puntos de vista. Todo ello para comprender mejor cada acaso singular de cada persona.

Naranja, el color de la salud mental

Estas celebraciones que rememoran el Día Mundial de la Salud Mental, se inauguraron el viernes 8 de octubre oficiándose con un acto en la Sala de la Corona del edificio Pignatelli. Tanto la Federación Salud Mental Aragón como ASAPME, patrocinados por Janssen, realizaron una presentación al público donde subrayaron el lema “Salud Mental, un derecho necesario” con el que se intentó concienciar a todos de la necesidad de llevar una vida mental sana y cómo debemos apoyar y ayudar a quien no la tenga.

También se efectuó la entrega de los Premios ASAPME, otorgados a personas y entidades de todo tipo a las que reconocer su labor continua en favor de la salud mental de la ciudadanía. Así, resultaron galardonados tanto la psiquiatra Isabel Irigoyen como el Centro Neuropsiquiátrico Nuestra Señora Del Carmen, tras decantarse votos unánimes por parte de toda la junta directiva.

Desde globos.es, queremos agradecer a Zaragoza, al ASAPME y a todo el equipo que estuvo ahí detrás por su fantástica iniciativa en favor de la Salud Mental.